Top Ad 728x90

viernes, 30 de junio de 2017

, , , , , , ,

Modelos de entrenamiento de la marcha

Entrenamiento temprano de marcha: modelos terapéuticos

Dentro del dominio de la fisioterapia, la movilidad temprana a través del uso de un entrenador de marcha puede ser sustentada por varios fundamentos. En una práctica terapéutica estándar, el uso de un entrenador de marcha es beneficioso porque proporciona situaciones de bipedestación y de carga de peso, así como de fortalecimiento de tronco, cabeza y extremidades inferiores. El entrenador de marcha con soporte permite que el médico comience un entrenamiento más temprano de marcha con más pacientes involucrados o con aquellos que requieren de mayor apoyo.




Modelos de entrenamiento de la marcha

Al considerar el enfoque del tratamiento del neurodesarrollo (NDT, por sus iniciales en inglés) y el uso de un entrenador de marcha en la fase temprana del desarrollo, algunos terapeutas pueden argumentar que debería seguirse un modelo jerárquico y que el niño debería enfocarse en desarrollar habilidades en el suelo primero, como reptar. Pero el NDT es un concepto vivo y se enfoca en la solución de problemas: cómo manejar mejor a un paciente de manera integral, con los conocimientos del desarrollo típico y atípico, la biomecánica, la ciencia del movimiento y el aprendizaje motor.2 Por lo tanto, una filosofía de tratamiento NDT más actual es la perspectiva basada en sistemas que considera al niño en su totalidad y a sus resultados funcionales. El uso temprano de un entrenador de marcha puede ser una parte del entorno que le permita al terapeuta alcanzar mayores logros funcionales en el niño. Un entrenador de marcha permite una alineación biomecánica más óptima en la bipedestación (posición de pie), una mejor carga de peso en las extremidades inferiores y una mejor carga dinámica del peso en la marcha o desplazamiento del peso.

Al considerar un enfoque teórico de sistemas dinámicos, el aprendizaje motor ocurre a través de movimientos que incluyen: repetición, contexto funcional, interacción con el entorno, dirección del objetivo, práctica y retroalimentación. Con el entrenamiento de marcha sobre el suelo, uno usa la práctica y la repetición dando pasos una y otra vez. Esto puede darse mejor en un entorno en el cual el niño quiera interactuar, esté orientado al objetivo y se halle motivado para moverse. A través de una caminata con apoyo en un entrenador de marcha, el niño practica una tarea funcional y recibe una retroalimentación continua por sus éxitos desde su capacidad intrínseca de moverse en el espacio y de alcanzar sus objetivos, y también a través de las respuestas de sus padres. Puede ocurrir una transferencia de aprendizaje y una progresión hacia el uso de menos soportes o asistencia, obteniendo un movimiento más independiente a través de su entorno.

Ejemplos de opciones al usar un entrenador de marcha para problemas o trastornos específicos:

  • Para un niño que tiene alto tono muscular en los aductores y tiende al cruzamiento de piernas, unos sujetadores o correas para los tobillos que ayuden a disminuir el cruzamiento de piernas pueden ser útiles. También es importante considerar qué sucede a nivel del tronco, y ofrecer el soporte necesario allí.
  • Para un niño con poco control de la cabeza, considere un entrenador de marcha con soporte para cabeza. Los sujetadores de antebrazo y de tronco pueden proporcionar un control proximal que puede alentar al levantamiento de la cabeza.
  • Para un niño con poca fuerza y resistencia, un entrenador de marcha con asiento o sillín puede permitir breves períodos de descanso.
  • Algunos niños tienden a realizar flexiones con mayor fuerza cuando están usando sujetadores de antebrazos o una manija, provocando una mala postura y control. Estos niños podrían beneficiarse usando solamente un soporte de tronco y un sillín.





Top Ad 728x90