Top Ad 728x90

viernes, 11 de septiembre de 2015

, , , ,

Como evaluamos sensibilidad en fisioterapia

Los receptores sensoriales de la piel detectan los cambios que se producen en el entorno; a través del tacto, la presión y la temperatura. Cada tipo de receptor está inervado por un tipo específico de fibra nerviosa. Los distintos mecanorreceptores se distinguen por el tamaño de su campo receptivo, la persistencia de su respuesta y el margen de frecuencias al que responden, Se necesita todo un ejército de receptores para crear esa delicadeza sinfónica que llamamos caricia. Entre la epidermis y la dermis se encuentran los diminutos corpúsculos de Meissner, parecen especializarse en las partes no pilosas del cuerpo(las plantas de los pies, las puntas de los dedos, el clítoris, el pene, los pezones, las palmas y la lengua). Las zonas erógenas y otros puntos hipersensibles responden muy rápidamente a la más ligera estimulación.


PROPIOCEPTOR

-Órgano sensorial localizado especialmente en músculos, tendones, ligamentos y cápsulas articulares, cuya estimulación se debe a la actividad mecánica de cualquiera de dichas estructuras

-Órganos que nos proporcionan información acerca de la posición de una determinada parte del cuerpo en el espacio, en un instante dado

Como evaluamos sensibilidad en fisioterapia

Como evaluamos sensibilidad en fisioterapia



Otros conceptos:

  • Hiperestesia: sensibilidad aumentada.
  • Hipoestesia: sensibilidad disminuida.
  • Anestesia: ausencia de sensibilidad.
  • Analgesia: ausencia de sensibilidad dolorosa.
  • Disestesia: sensibilidad alterada.
  • Parestesia: hormigueos, pinchazos, adormecimiento sin estímulo previo (ej: “se me ha dormido la mano”).
  • Alodinia: dolor al roce con estímulos no dolorosos.
  • Causalgia: conjunto de: alodinia, dolor quemante, inflamación, disfunción vasomotora,.., de origen nervioso.
  • Hiperpatía: aumento de la reacción ante estímulo repetido.

Como evaluamos sensibilidad en fisioterapia en el siguiente vídeo te lo explicamos :





Top Ad 728x90